NIGHT OF THE LIVING DEAD’ A LOS 50 AÑOS DEL CLÁSICO DE TERROR

Es considerada la película de terror por excelencia y una de las más emblemáticas del buen George A. Romero; sin embargo tuvo un origen muy humilde, nadie imaginaba que ‘Night of the Living Dead’ (La Noche de los Muertos Vivientes) fuera a tener el impacto, relevancia y perdurabilidad que finalmente obtuvo, y que es patente con cada visionado.

 

George A. Romero comenzó su carrera cinematográfica tras graduarse de la Carnegie Mellon University de Pittsburgh. Junto a John Russo y Russell Streiner fundó la compañía The Latent Image con la que produjeron anuncios comerciales de televisión. Tras adquirir experiencia suficiente para tareas de producción y realización, el trió contactó a Karl Hardman y Marilyn Eastman, para fundar la productora Image Ten Productions a fines de los años 1960, reuniendo aproximadamente $114.000 para financiar ‘Night of the Living Dead’.

Basándose en una novela ‘I Am Legend’ de Richard Matheson, todo comienza en un solitario cementerio de Pensilvania. Donde Johnny y su hermana Barbara dejan flores sobre la tumba de su padrastro. Al darse cuenta de lo incómoda que está su hermana en el cementerio, Johnny se burla de ella e intenta asustarla. Sin embargo sus bromas son interrumpidas cuando un hombre, los ataca. Durante el forcejeo Johnny muere al golpearse la cabeza contra una lápida mientras que su hermana huye para llevarnos a una auténtica noche de terror que no podremos olvidar.

El estreno de la película se produjo el 1 de octubre de 1968 en un pequeño cine de Pittsburgh, la ciudad en que vivían los involucrados en la película y desde dónde habían planificado el rodaje. La violencia gráfica de la película fue criticada por varios medios, incluidos la revista Variety y Vincent Cansby del periódico The New York Times.​ Sin embargo otros críticos de cine destacaron el resultado final y reconocieron su mérito y admiración a Romero.

Tras su estreno, ‘Night of the Living Dead’ creó todo un género cinematográfico, al modificar la idea que se tenía sobre los zombis. Pasaron de ser seres serviles, dominados por una inteligencia superior y carentes de voluntad o de capacidad de comunicación, a mostrarse como incontrolables, caníbales y dotados de un instinto de supervivencia que los mueve a atacar seres humanos vivos.

Hoy día, después de un sin número de copias y parodias, George A. Romero es considerado toda una leyenda del género de terror; mientras que su obra, ‘Night of the Living Dead’, es considerada como una obra maestra, que con muy pocos recursos, con una financiación mínima, logró ser poética, metafórica y llegar al público masivo con facilidad: sin pirotecnia, ni estrellas enormes, logra estremecer al público.

Agradecemos este post a BastardoCronico, Humanolurbano por su autoria y el permiso para la distribución del mismo.

Comments are closed.

X